El edificio fue construido en tres etapas, inicialmente fue una iglesia y en 1827 fue elevada a catedral.